PEDACITOS DULCES:

Pedacitos de miel, de azúcar, de canela, de limón. También de naranja, de coco, de chocolate recién fundido, de fresas, arándanos y melocotón,... de licores que quitan el sentido, de texturas sorprendentes y de sensaciones que despiertan de un sueño profundo.

Mira y luego cierra los ojos, imagina...


15 ene. 2009

CISNES EN EL LAGO


Idea de: Le Cordon Bleu


Estos cisnes están hechos con pasta choux, rellenos de nata y espolvoreados con azúcar glas, se pueden presentar de muchas maneras, yo lo he hecho sobre una cama de mermelada sin trocitos.

Se me ocurre que para San Valentín o Sant Jordi se pueden hacer cisnes "enamorados" presentándolos sobre una cama de mermelada de arándanos o fresas en forma de corazón. O también ponerlos de adorno encima de una tarta en forma de corazón,... doy ideas porque pronto se acercará la primavera...

La receta que he usado para la Pasta choux es la del libro thermomix, aunque le he añadido un poco más de azúcar y aroma de vainilla.

El secreto de esta pasta diría que es el horneado. Yo precaliento el horno 10 minutos (nunca menos) y la horneo a 180º durante 20 minutos. Así me queda casi hecha (no del todo) durante éste tiempo, pero le doy un toque dorado final encendiendo la parte de arriba del horno durante pocos minutos más, de esta manera los cisnes (o profiteroles, o lo que estemos haciendo) quedan dorados por fuera y esponjosos y tiernos por dentro. De todos modos cada horno es distinto, hay que pillarle el truco.

INGREDIENTES:

PASTA CHOUX:

- 130ml. de agua

- 120ml. de leche

- 100g de mantequilla

- 1 pellizco de sal

- 10 g de azúcar

- 160g de harina de repostería

- 4 huevos medianos (250g aproximadamente)

- 1 cucharadita de extracto de vainilla

RELLENO:

- 500 ml. de nata para montar muy fría y con un 35% de materia grasa.

- 80g. de azúcar glas.


PRESENTACIÓN:

- Mermelada de melocotón sin trocitos.


PREPARACIÓN:



MODO TRADICIONAL:

1. Poner un cazo al fuego con la leche, el agua, la mantequilla, la sal, el azúcar y el extracto de vainilla y calentarlo a fuego lento sin que llegue a hervir, removiendo constantemente.

2. Cuando se haya derretido la mantequilla, añadir la harina de golpe y remover fuertemente hasta que empiece a tener la consistencia de una pasta.

3. Separar del fuego y seguir removiendo hasta que toda la pasta quede completamente integrada, dejar entibiar 10 minutos.

4. Precalentar el horno a 180º.

5. Agregar los huevos de uno en uno sin parar de remover.

6. Forrar la bandeja del horno con papel de hornear.

7. Poner la masa en una manga pastelera con boquilla rizada ancha.

8. Hacer lágrimas de unos 6 cm de largo.

9. Ponerlas en el horno y dejarlas durante 20 minutos (en principio así ya quedan hechos, pero si tenéis un horno lento como el mío, mejor dejarlo unos minutos más o encender la parte de arriba como he explicado antes).

Es importante no abrir el horno hasta que hayan transcurrido esos primeros 20 minutos, de lo contrario la pasta quedará aplastada.

10. Sacar las lágrimas del horno (yo dejo el horno medio abierto para que pierda el calor lentamente y no reciban un contraste fuerte de temperatura, luego los saco... manías mías, jejej, pero es como me quedan mejor).

11. Montar la nata con las varillas y añadir el azúcar, mezclar delicadamente con una cuchara y reservar en la nevera.

12. Precalentar el horno a 200º.

13. Poner un poco de pasta choux en una manga pastelera con boquilla lisa y muy fina, o usar una manga desechable o de papel cortándoles la puntita, el orificio debe ser muy pequeño.

14. Dibujar la forma de la cabeza y el cuello (vigilad porque si lo hacéis muy fino luego se rompe), es algo parecido al número 2.

15. Hornear estas formas durante 10 minutos o hasta que estén ligeramente doradas.

16. Cortar por la mitad las lágrimas, que ya estarán frías.

17. Rellenar las bases de las lágrimas con la nata montada.

18. Cortar las tapas de las lágrimas por la mitad (longitudinalmente).

19. Colocar las cabezas de los cisnes, se sujetan muy bien gracias a la nata.

20. Poner la "tapa" de las lágrimas a modo de alas.

21. Espolvorear con azúcar glas.

AQUÍ TENÉIS UNAS IMÁGENES QUE OS PODRÁN SERVIR DE REFERENCIA O PARA ILUSTRAR LOS DIFERENTES PASOS: (Haciendo un click en las imágenes se pararán y aparecerá un pequeño texto explicativo).


CON THERMOMIX:

1. Pesar la harina y reservar.

2. Verter en el vaso la leche, el agua, la mantequilla, el azúcar, la sal y el extracto de vainilla. Programar 5 min., 90º, vel.2.

3. Agregar la harina de golpe y programar 15 seg., vel.4.

4. Dejar templar la masa durante 10 minutos con el vaso fuera de la máquina.

5. Mientras tanto precalentar el horno a 180º.

6. Poner el vaso otra vez en la máquina y programar vel. 4, sin tiempo, añadir los huevos de uno en uno por el bocal.

7. Forrar la bandeja del horno con papel de hornear.

6. Poner la masa en una manga pastelera con boquilla rizada ancha.

7. Hacer lágrimas de unos 6 cm de largo.

8. Ponerlas en el horno y dejarlas durante 20 minutos (en principio así ya quedan hechos, pero si tenéis un horno lento como el mío, mejor dejarlo unos minutos más o encender la parte de arriba como he explicado antes). Es importante no abrir el horno hasta que hayan transcurrido esos primeros 20 minutos, de lo contrario la pasta quedará aplastada.

9. Sacar las lágrimas del horno (yo dejo el horno medio abierto para que pierda el calor lentamente y no reciban un contraste fuerte de temperatura, luego los saco... manías mías, jejej, pero es como me quedan mejor).

10. Montar la nata poniendo la mariposa en las cuchillas y programando vel. 3 y 1/2 hasta que esté lista. Incorporar el azúcar glas y mezclar con la espátula. Reservar en la nevera.

11. Precalentar el horno a 200º.

12. Poner un poco de pasta choux en una manga pastelera con boquilla lisa y muy fina, o usar una manga desechable o de papel cortándoles la puntita, el orifício debe ser muy pequeño.

13. Dibujar la forma de la cabeza y el cuello (vigilad porque si lo hacéis muy fino luego se rompe), es algo parecido al número 2.

14. Hornear estas formas durante 10 minutos o hasta que estén ligeramente doradas.

15. Cortar por la mitad las lágrimas, que ya estarán frías.

16. Rellenar las bases de las lágrimas con la nata montada.

17. Cortar las tapas de las lágrimas por la mitad (longitudinalmente).

18. Colocar las cabezas de los cisnes, se sujetan muy bien gracias a la nata.

19. Poner la "tapa" de las lágrimas a modo de alas.

20. Espolvorear con azúcar glas.

¡QUEDA MUY BONITO Y LO MEJOR... MUY BUENO!




8 comentarios:

amor dijo...

en la foto quedan genial (y con todo respeto, tú en tu foto del perfil también)

un abrazo

pedacitosdemiel dijo...

¡Vaya... pues muchas grácias Amor!

Rosa dijo...

Quedan muy bonitos y originales!!!!!!!!!!!
Saludos

Elenna dijo...

Madre mía!!! Me ha encatado tu blog!!! Acabo de llegar a él y me encanta!!!!!!
Besos!!!

Miel dijo...

¡¡¡Muchísimas grácias Rosa y Elenna!!! ¡Me anima mucho leer cometários así!

¡¡Besotes y mil grácias!!

Dolça dijo...

Nena, fa una estona que em passejo per casa teva i ets tots una artista!!!!
PTNTS
Dolça

Miel dijo...

Moltíssimes gràcies Dolça!!!

Petonets i gràcies per venir-me a veure!!!

Miel

Margarida dijo...

Aquest dia encara no tenia bloc i no acostumava a passejar-me per cap bloc. De fet no tenia ni idea que existissin tants! I les coses que m'he perdut!
Una recepta meravellosa!
Una abraçada!